Crédito: © Edge/Courtesy of Related Oxford

Asómate a Nueva York

Los mejores miradores de la Gran Manzana

Terrazas con suelo de cristal a prueba de vertiginosos selfies, diseños rompedores, parques de altura y rascacielos centenarios. Así son los miradores desde los que inmortalizar el skyline más famoso del mundo en tu Instagram.

Autora: Margarita Beltrán

The Edge Hudson Yards
Crédito: © Edge/Courtesy of Related Oxford

     El más instagrameable: The Edge Hudson Yards

Tan solo te llevará un minuto –lo que tarda su ascensor– alcanzar los 345 metros de altura del observatorio abierto más alto del hemisferio oeste. Se trata de The Edge, un nuevo observatorio que se inaugurará el próximo mes de marzo en Nueva York. Una espectacular terraza con suelo de cristal situada en las plantas 100 y 101 del rascacielos 30 Hudson Yards, dentro del barrio del mismo nombre, uno de los más modernos de Manhattan. El mirador consiste en una plataforma triangular que sobresale 20 metros del edificio y está protegida por un muro de cristal que se eleva casi 3 metros.  Un original balcón donde los más valientes podrán asomarse (y hasta tumbarse) para tener una perspectiva única del icónico horizonte de la ciudad.

Empire State Building

     El clásico: Empire State Building

Considerado, junto con el Top of the Rock, uno de los miradores más míticos de la ciudad, el Empire State Buildingofrece una de las mejores vistas de Manhattan desde su cubierta exterior del piso 86, especialmente por la noche. Este icono de la arquitectura de altura acaba de estrenar su renovada planta 102, donde se encuentra su observatorio interior. Ahora ofrece una panorámica mucho más limpia del skyline al haber cambiado los antiguos ventanales por grandes muros de cristal. No te pierdas en el segundo piso, rediseñado en 2019, las exhibiciones multimedia sobre la historia de este rascacielos, construido en solo 410 días durante la Gran Depresión, que se ha instalado en el imaginario de los Estados Unidos.

High Line
Crédito: Will Steacy/NYC&Company

     El que también es un parque:  High Line

High Line es un enorme jardín colgante que atraviesa una veintena de manzanas del barrio de Chelsea alrededor de vías de tren abandonadas –el último tren las cruzó en 1980– y que le planta cara al mismísimo Central Park. Esta pasarela bucólica permite contemplar Manhattan a 9 metros de altura ofreciendo unas vistas 360 junto al río Hudson. Una panorámica que recuerda que Manhattan es una isla y te permitirá ver desde la estatua de la Libertad —diminuta a lo lejos— hasta el perfil de Nueva Jersey. Flores de colores y plantas campan a sus anchas en este espacio salvaje junto a monumentales de arte. Un punto de fuga inspirador para alejarse del ajetreo urbano que este año cumple su primera década.

One World Trade Center
Crédito: Ubay Seid/Unsplash

     El más emocionante: One World Observatory

Con 380 metros, el One World Trade Center es la cima más alta de Nueva York. Inaugurado en 2015, este rascacielos se levanta orgulloso donde antes estuvieran las Torres Gemelas. Todo un símbolo arquitectónico del esfuerzo que también hizo la ciudad para levantarse tras la tragedia del 11-S. Aprovecha tu visita al Lower Manhattan para subir hasta su mirador, One World Observatory, situado entre la planta 100 y la 102.  Además de una impresionante panorámica de 360 grados sobre la ciudad, disfrutarás de una recreación de la historia Nueva York que se proyecta en la cabina del ascensor mientras subes a la cima. Tres restaurantes panorámicos y una película con imágenes de la ciudad a vista de pájaro completan esta experiencia de altura.

The Vessel
Crédito: Ran Berkovich/Unsplash

     El de autor: The Vessel

No es el más alto, pero sí uno de los miradores más rompedores de Manhattan. Firmado por el arquitecto inglés Thomas Heatherwick, esta vanguardista construcción, situada en el barrio de Hudson Yards, se eleva más de 45 metros sobre el suelo. Una red de 154 tramos de escaleras con forma de vasija–de ahí su nombre en inglés– que tendrás que escalar a pie (el ascensor solo está disponible para personas con movilidad reducida). En este laberíntico recorrido podrás ir parando en cualquiera de las 80 plataformas disponibles para descansar e inmortalizar tu visita. Te aseguramos que allá donde mires conseguirás una imagen que subirá el nivel de tu feed de Instagram.